“Greyhound”, de Tom Haks, no se estrenará en cines

Tom Hanks fue una de las primeras celebridades en contagiarse del coronavirus, enfermedad de la que ya se recuperó pero tras la que “no sabe cuándo volverá a trabajar” y por la que estrenó su reciente película, “Greyhound”, en televisión en lugar de en cines.

La película “Greyhound”, un drama bélico sobre la II Guerra Mundial que escribió y protagoniza él mismo supone el regreso de un actor que hace unos meses ocupó cientos de titulares en todo el mundo al contagiarse de Covid-19 durante un rodaje en Australia, cuando la pandemia comenzaba a preocupar en todo el mundo.

“Estuvimos 10 días con síntomas muy incómodos. No llegamos a temer por nuestra vida”, recordó sobre la enfermedad que padeció junto a su mujer, Rita Wilson, en un encuentro virtual con periodistas en el que analizó el futuro inmediato del cine.

“Si una serie de cosas hubieran ido a peor habríamos necesitado tratamiento médico experto. Nos aislamos para evitar contagiar a los demás y desde entonces seguimos en cuarentena”, explicó Hanks.

El matrimonio se contagió mientras estaba de viaje en Australia para participar en las labores de producción de la próxima cinta biográfica sobre Elvis Presley que dirigirá Baz Luhrmann, en la que Hanks actuará como el representante del ídolo.

Hanks reconoce que no sabe cuando volverá a rodar, aunque pronostica que no será pronto.

“Nadie tiene idea de cuándo se podrá volver al trabajo. El momento llegará, pero no sabemos cuando”, admite.

Según el actor, hay una serie de factores “físicos, legales, financieros y de seguridad” que van a causar que el paro en la industria cinematográfica sea más largo de lo esperado.

“Como tu película tenga a dos personas en un auto, hablando cerca o besándose… —describió—. Hay tantos requisitos opuestos a llevar una máscara y respetar la distancia entre el equipo”.

En este contexto, la estrella aprovechó para pedir que la gente haga lo posible por reducir los contagios, especialmente tras el repunte que ha experimentado Estados Unidos.

“Hay tres cosas que podemos hacer: Llevar mascarillas, practicar la distancia social y lavarnos las manos. Es muy simple y si no las cumples debería darte vergüenza”, afirmó.

“No es tan difícil hacer tu parte —razonó—. Si conduces vas en tu dirección, giras según los signos y no atropellas a la gente, es sentido común, nada más”.

Entre otras consecuencias, el cierre de los cines en el mundo ha llevado a que los estrenos se amontonen en el calendario sin fecha concreta y encadenando atrasos.

“Habrá un atasco de producciones que quieren proyectarse en cines, hasta que se determine cómo hacerlo. Nadie tiene la respuesta”, pronosticó.

Por ello, Hanks decidió asociarse a Apple TV+, la nueva plataforma del gigante tecnológico, para estrenar “Greyhound”, un drama por el que apostó personalmente al protagonizar, producir y escribir su guión.

“A todos nos rompe el corazón que esta película no se exhiba en cines”, admitió.

Pero el equipo analizó la situación y vio “que no habría espacio entre tantos estrenos en puerta, coincidiendo con cintas como “Wonder Woman” o “Top Gun 2”.

“Es decepcionante, porque la película luce genial en las pantallas gigantes”.

La renuncia a la gran pantalla de “Greyhound” sigue los pasos de otras películas como “Trolls World Tour” y “Scoob!” que, debido a la pandemia, optaron por un lanzamiento digital.

Basada en la novela de 1955 “The Good Shepherd”, de Cecil Scott Forester, “Greyhound” viaja hasta los primeros días de la participación de Estados Unidos en la II Guerra Mundial. EFE / Yucatan.com.mx