Pérdida de voz de Miguel Bosé se habría debido al estrés de su separación y quiebre familiar

A comienzos de 2019, los fans de Miguel Bosé se preocuparon luego de que el cantante español publicara un video en sus redes sociales, en el que se le veía con un aspecto y voz bastante deteriorados. Fueron tantos los comentarios que generó la grabación, que el artista decidió borrarla, aunque de igual manera quedaron algunos registros.

Posteriormente, Bosé publicó otro video dirigido a “todos aquellos que se han preguntado por mí”, en el que afirmaba que “estoy de vacaciones, estoy tranquilo, estoy feliz y no voy a contestar a ninguna tontería”.

Ahora, varios meses después de aquello, una amiga del cantante dejó entrever que la razón de su pérdida de voz fue el estrés que le provocó la separación de su pareja, Nacho Palau, y el quiebre familiar que eso implicó.

La revelación se produjo en el marco del juicio por la filiación de los cuatro hijos que nacieron durante los 26 años de relación entre Bosé y Palau, cuyo fin se conoció en octubre de 2018. El proceso comenzó el lunes en Madrid y a él asistieron los dos involucrados, aunque solo el escultor emitió declaraciones.

En la oportunidad, Palau aclaró que su objetivo es que Diego, Tadeo, Ivo y Telmo sean reconocidos como hermanos -aunque no tienen relación sanguínea- y puedan crecer juntos y en igualdad de condiciones. El gran inconveniente es que el escultor no tiene la misma situación económica que Bosé, quien desde hace un par de años vive en México.

“Miguel adora a sus hijos y lo está pasando muy mal con todo esto. Le están poniendo como el malo en toda esta historia, como si él fuera el culpable de haber separado a los niños”, señaló la amiga del cantante al diario ABC.

Asimismo, aseguró que cuando Bosé se trasladó a vivir al país norteamericano, le ofreció a su ex pareja una casa para que los niños siguieran juntos. “Nacho no quería depender de él y Miguel se comprometió a buscarle un trabajo allí. Le ha puesto todas las facilidades y Nacho ha dicho que no a todo”, afirmó.

Según ABC, la intención de Palau es que los cuatro niños vivan en la casa de Bosé en Somosaguas (Madrid) y establecer un régimen de custodia compartida en el que los padres se instalen en la casa cuando les toque estar con ellos.

“Yo quiero mucho a Nacho, pero si el sustento económico de la familia es Miguel y su trabajo está en México, si quieres que los niños estén juntos, tendrás que ceder por el bien de ellos”, afirmó por su parte una amiga del escultor.

En tanto, la cercana a Bosé explicó que este eligió establecerse en México porque tiene más trabajo en Latinoamérica que en España y, además, “allí vive más tranquilo” porque tiene “menos presión mediática”. Redactado por M. Francisca Prieto, Emol Foto LUN / Archivo