Ben Affleck irreconocible, después de su “truene” con Ana de Armas, mientras filma su nueva película

En medio de los rumores de su posible reconciliación con Ana de Armas, el actor Ben Affleck fue captado por los paparazzi mientras filmaba su más reciente película, luciendo irreconocible físicamente.

La revista Quién publicó que en días pasados, el actor de 48 años de edad, fue visto en las calles de Boston filmando unas escenas del filme producido y dirigido por George Clooney, “The Bar Tender”.

El intérprete de “Bruce Wayne”, en la película “Zack Snyder’s Cut Justice League” lucia casi irreconocible con su nueva imagen de un hombre de clase media baja, de la década de 1980, sin barba, con ropa holgada, pero aún dejando ver los brazos que desarrolló para su personaje del superhéroe murciélago.

El  nuevo personaje de Ben, quien interpreta al “Tío Charlie”, ya no es el típico galán de cintas como “Armageddon” y optó por preferir papeles que requieran un mayor reto actoral, como el de su actuación en “Argo” o “The Way Back”.

El ex de JLo fue captado filmando una escena en la vía pública, en Boston, mientras Clooney le daba algunas indicaciones y lo que llamó más la atención es la apariencia tipo “retro” del actor, quien luce el cabello un tanto crecido y lacio, una playera tipo polo, color gris, muy adecuado a la década de los 80’s.

Pero sus pantalones acampanados pudieran llevar el contexto a una década más atrás, cuando prevalecían ese tipo de jeans. Sus gafas oscuras aparecieron en algunas escenas del rodaje y un reloj dorado que portaba mientras se subía a un automóvil de modelo atrasado.

Mientras recibía indicaciones, Afflec y su director, George Clooney, respetaban las normas de salud por la contingencia y ambos usaban cubrebocas y guardaban distancia, al igual que el resto del staff de producción.

“The Tender Bar” es una adaptación de las memorias homónimas de J.R. Moehringer, que retrata el amor entre una madre soltera y su único hijo, y de la lucha de éste para convertirse en adulto y, aunque crece, en el fondo permanece siempre como un niño perdido. Por El Imparcial / Elimparcial.com Foto Instagram / quiencom